Una educación en la que tú puedes confiar  Liceo Cervantino    01 462 626 5212

Historia Liceo Cervantino

Heraldica

Modelo Educativo

Ideario

Objetivos Generales

El Liceo Cervantino abre sus puertas recordando a dos ilustres de la historia: Aristóteles y Miguel de Cervantes Saavedra el 16 de julio de 1977, para iniciar el ciclo escolar el 1° de septiembre del mismo año.  El Liceo Cervantino es el resultado de un tenaz y constante esfuerzo de su fundadora la maestra Consuelo Camarena Gómez.

 

La primera ubicación fue en la calle Guerrero no. 275, más tarde cambia sus instalaciones a la calle Calzada de la Industria no. 720 y finalmente se establece en su actual edificio de la calle Allende no. 199, ubicado en el centro histórico de la ciudad de Irapuato.

Inicia con tres grados de secundaria, en el año 1983, en respuesta a la problemática social de la ciudad, en el entorno urbano y rural surge la carrera de trabajo social.

En 1984 se inicia el bachillerato pedagógico, ya que es un requisito para solicitar inscripción en normal primaria.

 

En 1987 se suma al modelo educativo la preparatoria, con turno matutino. En 1990 inician los bachilleratos tecnológicos en enfermería general, laboratorista clínico, puericultura, trabajo social, administración y contabilidad, como una alternativa más para los jóvenes Irapuatenses.

El liceo Cervantino a través de los años ha logrado la formación académica de jóvenes, quienes han recibido una formación y una instrucción docente basada en los más altos principios de ética.

De acuerdo con la heráldica, el escudo de nuestra institución puede ser descrito como un escudo de comunidad. La heráldica da un sentido simbólico a los colores, piezas y metales, así que tomando en consideración los lineamientos de esa ciencia, los elementos que integran el escudo tienen el significado siguiente:El color azul (azul, representado en heráldica), simboliza entre las piedras preciosas el zafiro, es símbolo  de majestad, hermosura, serenidad y justicia.El color oro, simboliza la riqueza, la fuerza, la fe, la constancia, el hecho de llevarlo en el escudo obliga a hacer bien a los pobres y a servir cultivando las bellas letras.Respecto a las piezas que cargan el escudo; el escudo de Irapuato, alude a la ciudad, ya que esta institución se inició en ella y tendríamos que integrarnos al emblema., quien en tantas formas representa a  muchosMiguel de Cervantes Saavedra, en memoria al máximo exponente de nuestra lengua española, creador del inmortal don quijote, quien en tantas formas representa a muchos ilustres guanajuatenses.La antorcha significa la luz que da el conocimiento y que ilumina el camino de la realización profesional de cada uno de los estudiantes.La divisa en la parte media inferior lleva el lema del Liceo Cervantino, “siempre fieles”, del latín Semper Fidelis; significa la fidelidad y la lealtad a los principios universales trascendentes, ya que en la institución “Liceo Cervantino”, pretendemos la formación en valores y entre ellos la lealtad es la que asegura al individuo el éxito y la felicidad.Circundando al escudo, el laurel, que significa la victoria o el triunfo que da el estudio constante, la tenacidad y el esfuerzo para obtener una meta de orden superior, como es una carrera profesional.  

 "...el maestro es  un inmediato símbolo personal del proceso educativo, una figura con quien los estudiantes pueden identificarse y compararse a ella. Hay muchas imágenes y son de gran aprecio" (Bruner, 1972).

Un proyecto de formación educativa sólido, moderno y exitoso, incluye la producción, recreación y difusión del conocimiento, el fomento y difusión de las artes y la cultura, la realización y difusión de la investigación y la difusión y extensión de la cultura. Un proyecto así se nutre filosóficamente de los conceptos y de los enunciados que desde el modelo educativo delinean y marcan una directriz al devenir de la institución.

Por ello, emprender la construcción de un Modelo Educativo para el Liceo Cervantino, supone como principio elemental, conocer o reconocer el contexto internacional actual, así como también, identificar las tendencias y líneas de acción que, en los ámbitos de la educación, están siendo hoy en el mundo, guías inconfundibles que orientan una tarea de esta índole, con el fin de que los estudiantes construyan aprendizajes centrados en su desarrollo personal que garanticen un nuevo profesional formado integralmente.

 

El Liceo Cervantino se ha propuesto continuar la línea de constante innovación, tomando como guía la formación integral ética, científica, estética y humanista de los estudiantes.

Tomando en cuenta que todo proceso educativo debe resultar en aprehender el lugar de una idea o hecho para insertarlo en una estructura más general del conocimiento y del andamiaje teórico que nos permita ubicarnos en el tiempo y en el espacio en cuanto a personas concretas.

 

 

 

El nuestro es un Modelo Educativo Constructivista, por Competencias y Centrado en el Aprendizaje; ya que se visualiza como el mejor modelo que responde a las demandas de la sociedad del conocimiento. En este sentido, se da la conformación de un modelo educativo propio que rescata lo más valioso de la tradición educativa del Liceo Cervantino aunado al sustento teórico filosófico contemporáneo en materia de educación.

Nuestro paradigma se integra de la creencia de que el proceso formativo debe estar centrado en el aprendizaje del estudiante y sus maneras de ser, aprender a ser, conocer, hacer, convivir, emprender y crear de manera diferente y única. Con este Modelo Educativo, el Liceo Cervantino, se coloca en la vanguardia de la formación de profesionales, en la medida en que considera como escenario estratégico la realidad del estudiante en la que se sustenta, tanto en los ámbitos internacional, nacional y regional como en el institucional.

La educación que imparta el sistema educativo del Liceo Cervantino debe cubrir las siguientes condiciones:

Pertinencia. Establece un currículo adecuado a las circunstancias de la vida de los alumnos y los requerimientos del mercado laboral.

Relevancia. Referente a las necesidades de la sociedad, la educación y los programas, estos deben ser importantes en el orden jerárquico de las necesidades sociales a satisfacer.

Impacto. El cual se consigue en la media en que los aprendizajes incorporados por los estudiantes se traduzcan en comportamientos y competencias que se complementen con las requeridas por los puestos de trabajo y se sustenten en valores individuales y sociales, para que la educación sea fructífera para la sociedad y para el propio individuo.

 

Equidad. Permite que, a pesar de la desigualdad social y la situación específica de alumnos, familias y comunidades, a través de la existencia de becas por necesidad económica a quienes lo requieren, los objetivos educativos sean alcanzadas con el mayor número posible de estudiantes provenientes de familias de escasos recursos económicos. Las becas de excelencia complementan el objetivo de lograr la equidad en el acceso a la educación.

El Modelo es una concepción dinámica que articula congruentemente el horizonte de la visión del Liceo Cervantino y orienta las acciones a seguir en el proceso educativo, asegurando el cumplimiento de la misión y en un anhelo de mejora de vida. El Modelo Educativo para el Tercer Milenio es representado como un gran proceso central, denominado Proceso Educativo  por Competencias,  en  el  que  confluyen  seis  procesos estratégicos:  el académico, el de planeación, el administrativo, el de vinculación y difusión de la cultura, el de investigación y el de innovación y calidad.

El modelo educativo constructivista por competencias, considera que todo ser humano tiene un gran potencial susceptible de ser desarrollado cuando muestra interés por aprender; por lo que se sustenta en los cuatro pilares para la educación de este milenio que propone Delors (UNESCO, 1997):aprender a conocer, aprender a hacer, aprender a convivir y aprender a ser. Algunos de los valores constitutivos que los estudiantes desarrollan en este modelo son: responsabilidad, honestidad, compromiso, creatividad, innovación, cooperación, pluralismo, liderazgo y humanismo entre otros.

 

 

El Liceo Cervantino cuenta con un ideario con el que se expresan los valores esenciales que sustentan nuestro estilo educativo.

 

¿POR QUE?

Creemos en la dignidad de la persona humana que consiste en ser hijo de dios;  tenemos la esperanza de cambiar nuestra sociedad e instaurar la "civilización del amor"; somos conscientes de la vocación educativa que hemos recibido. Los maestros, padres de familia y alumnos del Liceo Cervantino pretendemos integrar una autentica comunidad educativa.

 

¿QUE NOS PROPONEMOS?

Formar a los futuros ciudadanos mediante la excelencia académica y capacitación adecuada para que sean más útiles a la sociedad y a la patria;

Capacitarlos para enfrentar y resolver los problemas inmediatos del medio (prudencia y fortaleza);

Fomentar los valores humanos, como el amor, respeto y confianza a las personas de su comunidad (maestros, padres de familia) y de verdadera atención a los más necesitados.

Crear un clima de libertad, justicia, caridad, rectitud;

Inducir al educando a conducirse en la verdad y corresponsabilidad;

Formar hombres íntegros que realicen su vocación con fidelidad para conseguir su felicidad;

Evangelizar y catequizar para lograr formar excelentes católicos que mejoren el nivel de calidad de la vida humana;

Lograr respeto y adecuado cuidado de su cuerpo, como instrumento, así como del medio ambiente;

Apreciar y desarrollar los valores artísticos y potenciar sus propias capacidades y facultades.

 

¿CÓMO?

Mediante:

Actualización y superación continúas del maestro; la vocación magisterial; adaptar planes y programas al medio;continúa evaluación;organización escolar; comisiones; comunicación completa; responsabilidad; ayudar; compartir; recursos: materiales, didácticos.

Nuestra comunidad educativa, integrada por los alumnos, padres de familia, profesores y personal administrativo tiene como finalidad esencial el facilitar y proporcionar el crecimiento personal, familiar y grupal de todos y de cada uno de los miembros que componen la comunidad.

Dentro de este contexto, nuestra misión es la de promover y determinar acciones educativas que ayuden a la formación humana integral de sus componentes y que contribuyan a su desarrollo intelectual, afectivo y comunitario.

Al concebir la educación como proceso permanente y de cambio, pensamos que debe existir congruencia entre el hogar y la escuela, de tal manera que los valores, actitudes y comportamientos de nuestro ideario se traduzcan en un compromiso vital, personal y comunitario.

 

Queremos proporcionar una comunicación como estilo de vida que:

• Facilite oportunidades para ejercitar una libertad responsable a troves de las opciones personales.

• Respete la palabra, los sentimientos, las creencias y las diversas opiniones de las personas como una manifestación de los distintos ritmos de crecimiento y desarrollo individual.

• Favorezca la expresión y la comunicación entre todos los miembros de la comunidad como medio para enriquecimiento personal.

 

 

 

● Ofrecer alternativas educativas y de formación profesional que satisfagan las necesidades del entorno.

 

● Fortalecer la eficiencia educativa a través de una planta de catedráticos con alto grado de compromiso institucional, que aporten sus capacidades en beneficio de la formación de alumnos promotores de cambio.

 

● Vincular a la institución con el entorno a troves de acciones con compromiso social.

 

● Ofrecer a los alumnos y al personal durante su estancia en la institución, los espacios adecuados para el desempeño de sus actividades.

 

 

LICEO CERVANTINO

Calle Ignacio Allende 199

C.P. 36500 Irapuato, Gto.

Teléfono 01 462 626 5212

Todos los derechos reservados